fbpx Saltar al contenido

Las 10 mortales TRAMPAS mentales en el Trading

Existen muchísimas trampas cuando se trata de trading, pero he seleccionado las más mortales. Esas trampas que si no las conoces seguro caerás. De hecho el 90% cae y es por eso que la tasa de éxito en esta industria es tan, pero tan baja.

¿Significa esto que yo no he caído en estas trampas? No. He caído en algunas y por eso casi pierdo mi cuenta, pero me siento afortunada de haber “enderezado” mi camino para poder evitarlas a toda costa con el objetivo de ser una trader profesional y rentable.

¿Significa que si caíste no te podrás recuperar? No. Puedes también enderezar tu camino, reenfocar tu energía en lo que realmente te permitirá avanzar y conocer estas trampas para no volver a caer.

TRAMPA #1: “Mi enfoque principal es hacer dinero con el trading.”

Te voy a contar el “gran secreto” del trading que nadie te dirá cuando estés aprendiendo a operar: no ganarás dinero en el trading si SOLAMENTE estás haciendo trading para ganar dinero.

Tienes que tener una pasión e interés genuino en el trading, en el proceso de hacerlo, las pruebas mentales que el trading trae, TODO.  Así es como tienes éxito a largo plazo en cualquier cosa en la vida, el trading no es diferente.

Esto es lo que pasa cuando tu enfoque es solamente hacer dinero:

-Es mucho más probable que caigas en el over trading. El over trading es la causa #1 de fracaso en los traders. Si dejas que la codicia, la impaciencia y la “necesidad de operar” se apodere de ti, terminarás apostando en el mercado hasta que pierdas todo tu dinero.

– Harás operaciones temerarias, invertirás demasiado en cada operación. Y esto vuelve a tu trading muy emocional. Al arriesgar más de lo que te sientes cómodo, estarás demasiado apegado a tus operaciones, haciendo más dolorosa la pérdida y la experiencia.

Cuando eliminas tu enfoque del dinero y las ganancias, tienes más enfoque mental para concentrarte en lo que necesitas hacer para SER un buen trader.

Por ejemplo, para convertirse en un cirujano respetado y exitoso, el aspirante a cirujano no solo se enfoca en el dinero que ganará. Debe centrarse en el proceso, en la educación y la capacitación para convertirse en un buen cirujano, durante años.

Luego, como resultado del interés y la pasión que él tenga en la capacitación y práctica necesaria, finalmente se convertirá en un cirujano exitoso y respetado. Y obviamente por eso ganará dinero.

El proceso de convertirse en un trader exitoso es igual. Te conviertes en un trader exitoso porque estás interesado y apasionado por el trading y deseas dedicar el tiempo y el esfuerzo necesarios para desarrollar tus habilidades ANTES de pensar en ganar.

TRAMPA #2: “Llevo varias ganancias, esto es fácil, soy un trader ganador.”

Cualquiera puede tener una operación ganadora. No requiere ninguna habilidad especial.

Todo lo que tienes que hacer es abrir tu plataforma y presionar algunos botones y, si tienes suerte, puedes ganar mucho dinero en un corto período de tiempo (¡he conocido casos!).

Como resultado de lo anterior, es natural que un trader que aún no ha desarrollado sus habilidades empiece a hacer operaciones temerarias por exceso de confianza.

Así es como comienzan las carreras de muchos traders y así es como terminan en un abrir y cerrar de ojos.

Un trader ganador tiene las habilidades mentales para darse cuenta, comprender y utilizar el HECHO de que cualquier operación en particular que él o ella tome tiene básicamente un resultado aleatorio.

El trader ganador sabe esto y también sabe que debe ignorar todas las tentaciones y sentimientos que se tienen ​​en cada operación individual.

Son capaces de hacer esto porque mantienen sus ojos en la imagen más grande. Ese panorama más amplio es el hecho de que SI ejecutan su método con disciplina, una y otra vez, durante un período suficientemente largo de tiempo y durante series de operaciones, saldrán rentables.

Por lo tanto, no confundas hacer una operación ganadora con el hecho de que seas un trader ganador. Esa es una trampa tentadora, pero demoledora.

TRAMPA #3: “Mientras más parámetros/indicadores tenga mi estrategia, mejor y más profesional será.”

Los traders inconsistentes buscan constantemente nuevas reglas de entrada, el último genio indicador y cualquier idea nueva que supuestamente los ayude a operar ‘mejor’.

Esta búsqueda del Santo Grial o el sistema perfecto es un acto de destrucción que consume mucho tiempo, inutilidad que implica horas y horas de trabajo y frustración hasta que el trader finalmente se da cuenta de que el sistema perfecto no existe.

Se les hace creer que las señales de entrada son mucho más importantes de lo que realmente son.

Como resultado, gastan tiempo y energía en una búsqueda constante de la señal de entrada perfecta, y seguir complicando el proceso de entrada.

Este fenómeno es llamado “parálisis por análisis”. Se estancan tanto con indicadores, patrones, estrategias y fórmulas que no pueden ingresar al mercado. Están esperando que muchas de estas cosas se alineen perfectamente antes de ingresar a una operación.

La entrada perfecta NO EXISTE. Existen parámetros predefinidos en un plan y un manejo de riesgo adecuado que te da una ventaja estadística y probabilística en series de operaciones.

TRAMPA #4: “Lo más difícil del trading es crear un plan y definir una estrategia rentable.”

Esto no es lo difícil del trading, de hecho es lo más fácil.

Lo más difícil es enfrentarse a esos momentos cuando tienes una ganancia, tu estrategia va bien, pero no es momento de cerrar.

Esos momentos cuando cada tick en contra desencadena pensamientos como: “voy a perder lo que gané” o “qué pasa si el momento de cerrar es ahora, pero cierro y habría ganado más” o incluso “voy a cerrar ahora porque no quiero sentirme frustrado o fracasado si esta operación resulta perdedora o resulta que gané muy poco porque en verdad NECESITO ganar”.

Esos momentos cuando entras en una operación e inmediatamente no funciona, tu stop está cada vez más cerca y con ello te invade un pensamiento de: “voy a perder otra vez” o “voy a volver a sentirme frustrado porque esto no funcionó una vez más” o incluso “voy a cerrar ya con esta pequeña pérdida porque perder más será catastrófico a nivel emocional”.

Cada uno de estos pensamientos evoca emociones que provocan reacciones y comportamientos que nos generan resultados. Así funciona el ciclo que se repite una y otra vez.

No es difícil abrir una operación, definir una estrategia, analizar un gráfico ni crear un plan de trading comprensible, tampoco aprender a manejar una plataforma.

LO ES permanecer objetivos durante y después de una operación. En los momentos donde los ticks en contra duelen, los momentos en los que te tienes que demostrar que realmente confías en tu estrategia A PESAR de los pensamientos que no juegan a tu favor.

Cuando a pesar de llevar 3 operaciones perdedoras consecutivas debes mantenerte firme y avanzar a la siguiente y a la siguiente. No hay mentor que vaya a ayudarte con esto.

Es en los momentos de rachas negativas o alta incertidumbre, cuando las emociones emanan más fuertes que nunca a hacerte dudar y hacerte correr a probar otra cosa. ¿Habrá trabajo más desafiante que este? El trabajo donde el dominio personal es tan, pero tan importante?

Es el trabajo más duro de ser traders. Lo más difícil en esta profesión es tu desempeño ante el mercado.

TRAMPA #5: “Llevo X operaciones perdedoras, debo cambiar mi plan o estrategia.”

La consistencia se consigue teniendo comportamientos consistentes. Es decir, si tengo un trading plan que me indica cómo luce una oportunidad, dónde entrar, dónde ubicar el stop, cómo gestionar y cómo manejar el riesgo, y hago una y otra vez lo que me indica ese plan de forma consistente entonces tendré resultados consistentes.

Pero si cambio el plan cada que tengo una serie de operaciones perdedoras entonces entraré en un bucle sin fin en el que como trader emocional e impaciente modificaré o cambiaré una y otra vez el plan y los resultados serán diversos.

Esto es lo que le sucede al 90% que pierde dinero haciendo trading, no hay un plan claro, definido y preciso qué seguir consistentemente, con disciplina y con mucha confianza.

Siempre digo que tener una estrategia es como casarte. Una vez la defines debes darle tiempo, ser fiel y estar en las buenas (profits) y en las malas (rachas negativas). ¿Qué pasa cuando no es así? Simplemente no funcionará. La consistencia de una estrategia no se encuentra en la estrategia en sí, sino en la mente del ejecutador.

TRAMPA #6: “Llevo X operaciones ganadoras y mi capital aumentó esta semana. Estoy listo, es momento de aumentar mi inversión.”

El tamaño de tus inversiones tendrá un impacto directo en las pérdidas y ganancias.

Es importante aumentar la inversión ligeramente únicamente cuando vayas experimentando crecimiento y desarrollo de tus habilidades, conocimiento, actitudes y comportamientos; cosa que no sucede en una buena semana de operaciones.

Si aumentas agresivamente la inversión a expensas del desarrollo de las competencias y crecimiento necesario, puedes experimentar grandes pérdidas porque has “aumentado tu apuesta”, el daño es proporcionalmente mayor.

Debemos enfocarnos entonces en desarrollar competencias, estableciendo comportamientos de alto rendimiento, y luego, una vez que las ganancias de trabajar en esto comienzan a manifestarse, el tamaño finalmente se convierte en un potenciador de P & L seguro y significativo.

Si estás considerando aumentar tu inversión pregúntate: ¿Por qué quiero aumentar mi inversión? Cuáles son las pruebas de que debo hacerlo?

El factor clave, para mí, es que el tamaño solo debería ser aumentado como parte de un enfoque planificado y considerado: el motivo debe ser porque estoy creciendo como trader a nivel mental y no meramente financiero.

Obviamente también evalúo a nivel de números cómo me fue en 50 operaciones ANTES de decidir aumentar mi inversión. Pero piénsalo, si en 50 operaciones me fue bien es porque me desempeñé bien, crecí y tuve un buen rendimiento mental y emocional. Como consecuencia de esto puedo aumentar mi inversión y me he ganado ese derecho.

TRAMPA #7: “De aquí a seis meses ya debo estar viviendo del trading.”

Una trampa en la que caí redondita. Me impuse un tiempo y esto fue mucha carga para mí cuando apenas estaba empezando a operar en cuenta real. Fue devastador a nivel emocional.

Hay algo muy importante que hay que aprender a interiorizar y hacernos a la idea: Los resultados tomarán tiempo. Y este tiempo dependerá únicamente de cada uno de nosotros, de nuestro desempeño en cuenta real y qué tan rápido aprendamos de nuestros errores.

Por eso no te impongas una fecha límite. No sabes cuánto tiempo necesitas para superar tus errores y para crecer como trader a nivel mental y emocional.

Esto es como tener una semilla de un árbol, sembrarla y decirle “tienes seis meses para ser un gran árbol y darme frutos”. Como consecuencia la riegas más de la cuenta, sacas la semilla de la tierra y la mueves a otra tierra pensando que la culpa es de la tierra y por eso no crece más rápido o la botas pensando que está muerta y debes reemplazarla con otra semilla. Cuando lo único que necesitaba era tu paciencia y tiempo para crecer.

Que necesitas tiempo y ser paciente no es algo muy “sexy” de escuchar, esto no anima a nadie. Pero es así. Es ley de vida. Mientras más grande es un sueño, más dedicación, mentalidad, destreza y habilidad necesitas.

Caemos en la desesperación cuando queremos resultados en poco tiempo o vemos a los otros teniendo resultados increíbles (comparación). Como consecuencia caes en la fatalidad de invertir demasiado dinero por “grandes retornos”, de pasar la vida probando sistemas y seguir dando vueltas sin sentido ni dirección.

Inevitablemente esto te llevará cada vez más hacia atrás, lo opuesto que quieres.

Una vez comprendes y aceptas que te tomará un tiempo ser bueno en esto, tienes que aceptar también que los resultados deben ser medidos en el largo plazo.

Tal vez te ha saltado una voz en tu cabeza diciendo “el largo plazo me suena a mucho tiempo, quizás años”. Pues sí, pero el tiempo pasará de todas formas. ¿No crees que es mejor que pase haciendo las cosas bien dando pasos de avance a que sigas en el mismo sitio sin resultados ni crecimiento? Es el mismo tiempo aprovechado o desperdiciado.

No caigas en el error de cambiar tu plan cada vez que tengas una serie de operaciones perdedoras. Tienes que darle tiempo al sistema y darte tiempo a ti para crecer. Cásate hasta la muerte con el sistema, haz lo mejor que puedas en cada operación y con disciplina llegarás muy lejos.

Si te desesperas pierdes. Si cambias el sistema cada vez, pierdes. Si te urge ganar dinero para pagar la renta ya estás perdido incluso si aún no has empezado. No le des espacio ni motivos a la desesperación para que exista.

Fluye. Confía en el proceso, confía en que mejorarás. Confía en el largo plazo y no esperes gratificaciones inmediatas. Es la receta para el fracaso en esta profesión.

TRAMPA #8: “Mientras más opere más experiencia y práctica tendré.”

Mientras más operaciones realices, más diluida se volverá tu estrategia y más “te quemarás” mentalmente por la constante exposición.

Una estrategia aumenta tus posibilidades de éxito, pero solo habrá ciertas señales de alta probabilidad cada semana, mes, año, etc., sin importar cuál sea tu estrategia.

Por lo tanto, una vez que comienzas a salirte de tu estrategia y comienzas a realizar operaciones de menor calidad que no cumplen con tus criterios simplemente porque tienes ganas de operar, comienzas a reducir tus posibilidades de éxito.

Muchas veces tomarás operaciones por aburrimiento o porque te sientes más productivo abriendo y cerrando operaciones para darte la falsa impresión que estás obteniendo práctica, pero esto es una trampa.

Es preferible hacer 10 operaciones en una semana a conciencia y cumpliendo un plan a cabalidad que 50 por pura “práctica”. Créeme que tendrás más experiencia operando poco, pero bien que mucho sin ninguna dirección.

Existe ruido de mercado y señales de alta calidad que se esperan como león esperando la presa, debes conocer la diferencia.

Cuando no conoces la diferencia entre el ruido del mercado y las señales de alta calidad proveídas por tu estrategia y por las que vale la pena arriesgar dinero, naturalmente terminarás tomando operaciones que son solo ruido y no señales reales, lo que diluye aún más la ventaja que puedas tener.

Antes de comenzar a arriesgar tu dinero duramente ganado en los mercados, ¡asegúrate de que sepas EXACTAMENTE cómo se ve tu oportunidad de entrada de alta calidad!

Recuerda, más NO es siempre mejor y ser selectivo es una cualidad que te permitirá estar vivo en los mercados y cuidar tu capital.

TRAMPA #9: “Mientras más estrategias aprenda y más conocimiento tenga, mejor trader seré.”

Si eres de los que ya lleva un tiempo haciendo trading, pero que compra cursos de trading a cada rato o libros de técnica para aprender más y “ser mejor” porque en el fondo cree que su falta de conocimiento es lo que lo mantiene perdiendo, sufres del síndrome de novato eterno.

Este síndrome lo sufren aquellos que desean aprender cosas nuevas porque creen que saben poco y siempre están probando sistemas nuevos o añadiendo a su estrategia indicadores nuevos.

¿Y qué obtienes? Resultados difusos y diferentes cada vez.

Lo triste es que añadir variables a una estrategia o cambiarla porque leíste un libro nuevo o asististe a un seminario nuevo es como si empezaras de cero, entonces vuelves al punto de partida después de que ya llevabas un kilómetro caminado.

Y este es un ciclo sin fin.

El origen de este error tan común es tener la creencia de que la solución está en la estrategia, no en la mente del ejecutador.

Porque por más estrategias que pruebes, jamás será suficiente. Siempre habrá algo que cambiar o algo nuevo qué probar.

Si no es así, ¿por qué cuando 100 personas se inscriben a un curso y reciben la mentoría de alguien que está teniendo buenos resultados, solo el 1 o 2% de los asistentes logra ser rentable? ¿Qué pasa con el resto?

¡Ya sabes qué es! Y si no tomas una decisión radical que corte de raíz este mal hábito de querer saber más entonces seguirás teniendo los mismos resultados y el sueño de ser un gran trader se quedará en eso, en un sueño jamás realizado.

TRAMPA #10: “La efectividad es la clave para ser un trader ganador.”

Si bien la efectividad puede permitirte ser un trader rentable, es más fácil lograrlo a través del ratio.

Esto sucede porque para poder ser rentable solamente con efectividad, es decir, ganar por ejemplo 8 de 10 operaciones tendrías que desarrollar una habilidad muy potente para entrar y salir del mercado.

En mi experiencia puedo decirte que es más fácil lograrlo a través del ratio que de la efectividad. ¿Y qué es el ratio? El ratio es la relación riesgo/beneficio que tiene tu estrategia. Es tener una efectividad más baja, por ejemplo ganar 5 de 10 operaciones pero cuando ganas, ganas 2, 3 o 4 veces lo que pierdes.

Cada enfoque tiene sus ventajas y desventajas.

El enfoque basado en efectividad te permite entrar y salir rápidamente de una operación ya que comúnmente el profit que buscas es el mismo riesgo que asumes. Por ejemplo quieres ganar $50 dólares pero también arriesgas $50 dólares. Para que esto sea sostenible la efectividad debe permanecer alta.

Con el enfoque basado en ratio (este es mi enfoque) debes permanecer más tiempo en el mercado para permitir ganar mucho más de lo que arriesgas. Para poder ganar 2, 3, 4 o 5 veces lo que arriesgas debes ser más paciente y mucho más selectivo con el tipo de gráficos que vas a operar.

Sin embargo a mí me ha parecido mucho más fácil y sostenible lograr un 50% de efectividad pero ganando 2, 3, 4 o 5 veces lo que arriesgo que lograr un 80% de efectividad. Siento que enfocarme en el ratio me ha permitido “trabajar menos” para ganar más.

Así que la clave no radica únicamente en la efectividad. También puedes enfocarte en el ratio el cual para mi es la verdadera clave.


Gracias por quedarte hasta el final y leer este artículo. Déjame tus comentarios aquí debajo y cuéntame ¿en cuál de estas trampas has caído?


¿Quieres entrenar tu mente para lograr ganancias recurrentes y sostenibles como trader?

Únete hoy al Salto Cuántico: De trader aficionado a profesional en 90 días.

La serie de 10 entrenamientos diseñados para que des el salto cuántico en 90 días a nivel de mentalidad para convertirte en un trader profesional que domina el trading con confianza y obtiene una curva de capital ascendente.